Mamparas baratas para ducha: cambio de baño

Tweet about this on TwitterPin on Pinterest0Share on Facebook0Share on Google+0Print this page

El baño es una de las estancias de la casa a la que más atención prestamos muchas veces, y no es de extrañar, teniendo en cuenta que es un espacio que utilizamos para el aseo diario e incluso el espacio que usamos para tomarnos unos minutos de calma y relax después de un día duro. La bañera con mampara o el plato de ducha son quizá los dos elementos en los que no nos duele hacer una inversión económica mayor, puesto que en la ducha o en la bañera es precisamente donde podemos dejar de pensar en nuestro día y sentir la calma del agua. Aunque nosotros necesitamos comprar mamparas baratas parala ducha porque no estamos especialmente desahogados.

A no ser que tengamos un espacio grande para el baño, en cuyo caso no necesitamos hacer que el espacio parezca más amplio, es interesante conseguir claridad en los muebles básicos de baño, como la bañera con mampara, el plato de ducha o el inodoro. Al ser de tonalidades claras, estos elementos dan sensación de amplitud en la estancia, algo que agradeceremos mucho si queremos poder algún mueble de almacenamiento en el baño.

Cuando nosotros decidimos reformar la casa, un proceso que fue largo pero que llevamos muy bien porque los dos vemos las cosas parecidas,a veces, nos quedó pendiente la reforma del baño, porque estaba en buen estado y no queríamos hacer todo el gasto de golpe. Nos hemos decidido este verano y nos ha quedado un baño precioso.

mamparas baratas para la ducha

 

La elección de las mamparas baratas para la ducha

Lo que más nos costó fue la elección de los muebles del baño porque a mi me encantan las mamparas de baño de alta calidad y modernas y a él le encantan los platos de ducha con mamparas baratas y de lo más sencillo. La mampara fue un problema, pero también lo fue la elección bañera (él) vs plato de ducha (yo). Finalmente, tras una buena negociación, decidimos que fuese a mi gusto, con la contrapartida de que elegiría él dónde pasar las vacaciones, que estaban a la vuelta de la esquina. Y así fue.

A partir de ahí, comprar la mampara de ducha fue fácil porque tenía una idea más o menos clara de lo que quería y solo había que buscar un poquito. Al final, la mampara de ducha nos salió más barata de lo que había pensado, gracias a nuestro último descubrimiento de tienda online. Con el presupuesto restante aprovechamos para comprar un radiador toallero, ya que al vivir en el norteahora, se agradece quitar un poco de humedad a las toallas antes de volver a colgarlas.

Tweet about this on TwitterPin on Pinterest0Share on Facebook0Share on Google+0Print this page

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *