¿Cómo podemos cambiar el salón de casa? ideas para decorar tu salón

Tweet about this on TwitterPin on Pinterest0Share on Facebook0Share on Google+0Print this page

A veces nos cansamos de ver siempre nuestra casa del mismo modo, nos aburrimos de ella y es perfectamente comprensible si llevamos muchos años con la misma decoración, si vivimos de alquiler y no nos gusta cómo está o simplemente, si nos gusta cambiar de vez en cuando, que siempre es una alegría para la vista.

Si quieres cambiar el salón de casa pero no quieres gastar mucho en comprar mobiliario nuevo o en hacer una reforma, aquí te ofreceremos unas ideas para decorar tu salón que sin duda, si los llevas a cabo, harán que te sientas en un nuevo espacio gastando muy poquito.

Pintar el salón

La pintura es la madre de toda reforma o cambio estético, no hay duda. Cambiar la tonalidad o, directamente, cambiar el color de la pared de la sala de estar o del salón, es una forma rápida y económica de dar una luz y vistosidad diferentes al espacio. Dependiendo del color que elijamos, la sala parecerá más grande o más pequeña, más luminosa o más oscura, y nos servirá para darle más estilo a la decoración. Por esto último es importante que tengamos en cuenta qué nuevos elementos, con sus formas y colores, vamos a introducir en la habitación, pues en base a ellos quedará mejor un color u otro y en una tonalidad más clara o más oscura. Igualmente, es interesante hacer una prueba de la pintura en la pared antes de lanzarnos, teniendo en cuenta, además, que al dar varias capas de pintura el color será un poquito más oscuro.

Decorar con cojines

Si necesitas ideas para decorar tu salón, uno de esos elementos decorativos y que visten mucho una sala de estar son los cojines. Podemos colocar unos bonitos cojines sobre el sofá para sarle a éste mayor entidad y hacer un espacio más acogedor. Esta opción es fantástica siempre, pero es especialmente recomendable si el color de nuestro sofá es liso y neutro (un sofá beige, o un sofá azul, por ejemplo). Una muy buena idea de decoración es poner cojines combinados pero con diseños diferentes, combinando estampados con lisos así como modelos de tamaños dispares. Este detalle dará un dinamismo muy especial y muy chulo a tu sala de estar. No obstante, conviene señalar que colocar muchos cojines en el sofá puede dar un aire de desorden y por eso recomendamos poner como máximo dos cojines más que plazas tenga el sofá, esto es, si nuestro sofá es de tres plazas, como máximo pondremos cinco cojines, dependiendo del tipo de cojines que elijamos y del ancho del sofá, fundamentalmente.

Hay cojines de muchísimas formas, tamaños, colores lisos, estampados, tejidos, rellenos y precios, incluso podemos encontrar cojines o fundas de cojines reversibles (dos modelos en uno)  por lo que si quieres comprar cojines, no dudes en darte una vuelta por las tiendas de tu zona o por distintas tiendas online para ver qué opciones tienes para decorar tu salón y darle un aire nuevo.

Tiendas de cojines

Aquí tienes unas cuantas tiendas online de cojines y de fundas de cojines, entre otros productos, en las que puedes consultar. Queremos ofrecer ejemplos que puedan satisfacer todos los gustos y necesidades, por eso hacemos una clasificación en dos categorías, para que podáis ver diferentes webs, modelos y precios.

Tiendas de fundas y rellenos de cojines económicas o de amplio catálogo:

En Bazar Textil podemos encontrar cojines desde 5’90 euros hasta unos 35 euros, en una gran variedad de diseños y tejidos.

cojines bazar textil

San Carlos es una tienda que nos permite una sencilla navegación y en la que podremos encontrar cojines desde 6’50 euros hasta los 20 euros proximadamente.

En Textura Interiors nos ofrecen fundas para cojines monísimas. Esta tienda nos ofrece vídeos de presentación de algunos de sus cojines en catálogo, una opción muy buena para que podemos hacernos una idea más clara de la presencia que tiene tal o cual cojín.

Otra de nuestras tiendas favoritas de cojines es Burrito Blanco. En esta tienda encontraremos buenos precios y un cómodo sistema de filtros, por medidas, tejidos y colores, lo cual nos facilitará el trabajo si tenemos una idea clara de lo que queremos encontrar.

cojines burrito blanco

Por supuesto, en Leroy Merlín tenemos a nuestra disposición un amplísimo catálogo de cojines y fundas para cojines a un precio más que bueno.

Por último, en Super Studio tenemos diseños juveniles, clásicos, modernos, de estilo nerd, hipster… aquí encontraremos una gran variedad de fundas para cojines originales.

cojin super studio

Tiendas de cojines de calidades y/o diseños superiores:

En La Cerise sur la Gâteau, de la diseñadora francesa Anne Hubert, encontraremos diseños refinados y de alta calidad a precios de entre los 19 y los 50 euros, aproximadamente. Su catálogo es estupendo, no dudes en echarle un ojo.

cojines la cerise sur le gateau

Si buscas un derroche de originalidad y puedes permitirte un gasto medio-alto en decoración, no te puedes perder La tienda de Paparajote. Tienen unos diseños super originales. Su colección de nubes en cojín, que tan de moda están en los últimos tiempos, es muy divertida y una opción estupenda para nosotros o para las habitaciones de los más pequeños de la casa. Los precios de sus cojines están entre los 25 y los 75 euros.

cojines de la tienda de paparajote

Preciosos los cojines que puedes ver en el gran surtido de Chic Place. Dándote una vuelta por esta tienda, seguro que reúnes más ideas para decorar tu salón.

cojines de Chic Place

Cambiar los muebles de ubicación

 

Esta es una estrategia fácil de cambiar la estética de nuestra sala de estar. Es una solución rápida que nos permite renovar la sala sin comprar muebles y sin hacer obras de ningún tipo. Lo que más nos interesa habitualmente es hacer que los espacios parezcan más grandes, ya que nos da más comodidad y hace de ese espacio más habitable, con lo que podremos disfrutarlo más.

Una buena opción para conseguir un efecto amplificado de nuestra sala de estar es colocar el mobiliario más grande o voluminoso en la pared más larga o más amplia dirigiendo el resto de elemntos hacia el exterior. Con esto conseguiremos un efecto de mayor proporcionalidad, pero aunque es una maniobra muy sencilla, no todos los espacios se prestan para realizarla.

Si no tenemos espacio suficiente para hacer esto, si la pared más amplia no es recta, o si por cualquier otra razóin no puedes hacer este cambio, prueba simplemente a cambiar el ángulo del sofá y la mesita que tengas. Es un pequeño cambio, pero si lo acompañas de algún elemento decorativo (como los cojines y algunos que veremos a ocntinuación) tendrás igualmente la sensación de cambio que necesitas.

La sala de estar de mi apartamento, por ejemplo, es bastante pequeña y una de las paredes no tiene un ángulo recto. Yo no puedo cambiar los pocos muebles que tengo (no me gustan los espacios muy llenos) hacia esa pared porque quedaría muy “pegote”. Lo que puedo hacer y lo que he hecho es eso, cambiar el ángulo del sofá un poco, esquinándolo, así como la posición de la mesita y el mueble de la televisión. Cada espacio es un mundo, no obstante, la idea principal es mover un par de elementos de sitio. Hay que hacer varias pruebas para conseguir la distribución que se adapte al espacio y a la habitabilidad del espacio.

Una alfombra puede suponer un gran cambio

Comprar un suelo nuevo e instalarlo sale muy caro, eso está claro. Además, si vivimos de alquiler no vamos a pagar nosotros esa reforma, que no sabemos hasta cuándo vamos a disfrutar, pues puede que nso cambiemos de piso y en tal caso, habremos perdido ese dinero. Desde luego, este cambio solo merece la pena a veces si la casa, piso o apartamento es de tu propiedad o si el arrendador está dispuesto a cambiar el suelo (raro, raro, pero a veces ceden).

Independientemente de la propiedad y del debate sobre si compensa o no hacer una reforma como esta, lo que nos interesa aquí es aportar unos consejos para cambiar la estética de la sala de estar gastando poco, por lo que hablar de cambiar suelos no tiene especial sentido al hilo de este post.

Si no cambiamos el suelo, ¿qué podemos hacer? alfombras. Las alfombras dan mucho juego a la hora de decorar espacios. Lo mejor es que tenemos alfombras de muchos tejidos y materiales, que pueden adaptarse perfectamente a nuestras posibilidades. Si por ejemplo tenemos poco tiempo para limpiar, podemos comprar alfombras de bambú o de ese estilo, que además de que se limpian rapidísimo pasando una fregona, son muy económicas (se pueden encontrar desde 10 euros en tamaño pequeño a unos 35 tamaño grande, con los intermedios, en función del tamaño) y visten muy bien la sala.

Las alfombras además de aportar diseño a la sala, que le pueden dar color, luz y calidez al espacio, pueden servir para aportar calor a la casa.

Un consejillo: si la alfombra es lisa, de un solo color, y clara, tu sala de estar parecerá de mayor tamaño. Cierto es que no todo el mundo se puede permitir poner una alfombra beige de tejido en su sala, porque requiere un mantenimiento que a veces no podemos darle, pero tenemos alfombras de otros materiales en esos mismos tonos que servirán igualmente para conseguir esta finalidad.

Destacando… el uso del papel pintado o del vinilo decorativo

El papel pintado y el vinilo decorativo son dos grandes aliados de la decoración. Para que no empequeñezca el espacio, podemos usar uno de estos elementos en un única pared, si puede ser la más garnde, para hacerla destacar. El papel pintado y el vinilo decorativo aportan textura y color y lo genial es que si no queremos usarlos en una pared completa, el vinilo decorativo se vende en muchísimos tamaños, con lo que si solo queremos darle un detalle a la pared, podemos comprar vinilo en vez de papel pintado. Ambas opciones son estupendas, aunque en mi opinión y pensando en la comodidad, la mejor opción es el vinilo decorativo porque es más fácil de quitar si nos cansamos de él y porque me gusta más un detalle en la pared que verla toda cubierta con motivos y/o estampados.

La calidad de este vídeo desde luego no es la mejor, pero explican muy bien, paso a paso, cómo instalar un vinilo decorativo en la pared.

 

Cortinas e iluminación. Para ello, nos gusta Ikea

Las cortinas pueden potenciar la entrada de luz natural en la sala de estar, si tienes la suerte de tener ventanas en ella. En mi apartamento tenemos una magnífica entrada de luz por la cocina pero no tenemos ventanas en la sala, ya que es el centro que conecta el resto de las habitaciones del apartamento. Es una pena, porque la luz del día se disfruta muchísimo, no solo hace que ahorremos en luz sino que además, las ventanas ayudan a obtener un aire más fresco en la sala, donde se suele fumar o incluso comer.

Para que entre la luz y las cortinas sirvan para potenciarla, lo ideal es ocnseguir unas de lino o de tul, o similares. Estas telas son ligeras y neutras, y en tonos claros potenciarán esa fantástica entrada de luz natural.

Cambiar las cortinas es otra forma de darle un aire diferente a la sala de estar. No es necesario gastar mucho en unas buenas cortinas, habiendo hoy en día cortinas más que bonitas desde 6 euros para arriba, dependiendo del tamaño, color, diseño, etc. En Ikea, por ejemplo, podemos encontrar cortinas de poliéster (visillo) a 6 euros, con medidas 145×300, para arriba; una opción fantástica que permite mantener nuetsra privacidad al tiempo que entra la luz natural en casa. Las cortinas de Ikea son muy variadas, tanto en cuanto a precios, tamaños y calidades. Solo has de darte una vuelta por la web para ver lo que tienen y ganar ideas para decorar tu salón.

Las cortinas, como decíamos, potencian la luz natural y nos aportan diseño y privacidad. Ahora bien, también necesitamos fuentes de luz no natural en la sala de estar, ya sea para leer, para cenar si tenemos por costumbre cenar en la sala, o simplemente para no estar a oscuras mientras vemos una película o la televisión. A mi particularmente me gusta ver la tele sin luz, pero a veces quiero leer una revista o un libro en el sofá y sin una lámpara no podría hacerlo.

Las lámparas también son un detalle que puede dar diseño a la sala además de que son muy prácticas por lo que hemos comentado. Tenemos, además, lámparas de muchos tamaños, calidades, diseños y precios. En Ikea tenemos lámparas de techo, lámparas de pie, lámparas de mesa e iluminación integrada, a precios fabulosos sin sacrificar diseño. Por eso nos gusta tanto Ikea, donde puedes encontrar lámparas de mesa bonitas, desde 3 euros para arriba, habiendo muchísimos modelos entre los que elegir.

Plantas y flores para el salón

Para darle una nueva vida a la sala de estar, ¡no debemos olvidarnos del verde! la alegría que aportan unas plantas y/o flores (naturales de temporada, que son más económicas o artificiales, que no requieren gastos extra) a una sala de estar, es fabulosa, siendo una de las grandes ideas para decorar tu salón.

A mi me gusta mucho la idea de tener unas cuantas plantas de distintas alturas en una esquina de la sala, donde también podremos colocar algún ramo de flores pequeño para destacar ese rincón, pero en realidad hay tantas formas de disfrutar de las plantas en casa… también puedes comprar una única planta y usarla como centro de mesa, o una única planta alargada y bien poblada y esquinarla.

plantas en la sala de estar

También puedes tener flores secas con aroma en varios cuencos, lo cual además de quedar bonito aportará cierta fragancia de frescura al espacio, podemos también poner una par de plantas en la repisa de la ventana de la sala de estar, si tenemos ventana.

Los colores del año

El Marsala es uno de los colores del año. Es un color que está a caballo entre el rojo púrpura y el burdeos. Es un color llamativo pero muy cálido y quedará fenomenal para dar un toque de color a la estancia si, por ejemplo, compramos algún plaid o manta de sofá, o si nos va bien con el sofá, podemos elegir este tono para alguno de los cojines.

marsala, color del año

El verde menta o “mint” es otro de los colores de este año. Es un color para el relax, además de que aporta luminosidad. Queda muy bien para complementar con otros tonos en pastel o con tonos en madera.

mint pantone

Para terminar, los colores que arrasan este año son los flúor. Ya sea naranja, amarillo, rosa fucsia, verde, etc. La verdad es que quedan super, super bien, pero hay que tener muy buen gusto para combinarlos y usarlos solo como un toque de color, desde luego no recomiendo usarlos para una superficie grande, sino sola y únicamente para los detalles más pequeños de nuestra decoración.

colores fluor pantone

Tweet about this on TwitterPin on Pinterest0Share on Facebook0Share on Google+0Print this page

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *